Sobre Perros  
Páginas Principales
Temas y Artículos
 
Conoce tu mascota (Mastiff Inglés)


mastiff

Descripcion: El mastiff inglés desciende de los antiguos molosos asirios. Precioso auxiliar del hombre y extremadamente apegado a su dueño, desconfía de los desconocidos y, si es atacado, resulta terrible.

De aspecto masivo y simétrico, el mastiff posee un cuerpo bien construido de características musculosas.

Cabeza ancha con notables arrugas, siempre con máscara negra. Hocico corto y cuadrado. Capa exterior ligeramente dura. Pelo denso y espeso.

Color albaricoque, leonado plateado o atigrado. Lejos quedan ya los tiempos de la conquista del continente americano, cuando estos mastines eran empleados para la caza de indígenas o, en Norteamérica, para seguir la pista a los esclavos huídos.

Pero tiempos más presentes, como la protección a los rebaños de ovejas en la geografía española más agreste, también han quedado atrás por el retroceso en la población del animal más mítico de la fauna ibérica, el lobo.

En la actualidad, el mastiff es un perro esencialmente empleado para la guarda de propiedades, principalmente en el medio rural, pero con una salvedad de enorme importancia.

Al mastiff, como otros tantos perros pese a su corpulencia y tamaño, debe serle permitido el acceso a todo el núcleo familiar para su identificación y protección.

En pleno siglo XIX, Sydenhan Edwards, autor de la prestigiosa "Cynographia Britannica", decía que "lo mismo que el león es comparado con el gato, así el mastiff es comparado con el perro".

Una comparación adecuada para esta raza ya que su demostrada valentía ante situaciones difíciles, como intentos de robo o de amenaza física a sus propietarios, no incluye un ataque frontal en primer término sino un intento constante de que ese peligro huya de sus dominios.

Para ello utiliza su presencia, ladrido seco y envergadura como elemento disuasorio y recurriendo a la violencia del ataque sólo cuando la situación le hace imposible encontrar una solución más neutral. Pero para eso, para la correcta administración de sus características como guardián, es conveniente adiestrarlo desde cachorro siempre en el entorno familiar o durante cortos periodos en un centro especializado. En cualquier caso, nunca debe abandonar durante largos periodos el espacio físico donde desarrollará su vida y, menos aún, la gente a la que debe servir en todos los aspectos.